Un voraz incendio consume en estos momentos, desde el fin de semana pasado 650 hectáreas de vegetación en la  sabana  del corregimiento de Zapatosa, Cesar, quemando los cultivos de yuca, maiz, patilla, platanos, árboles y palmas africanas, sembrados en las distintas fincas aledañas. Las inmensas llamas también alcanzaron a animales como vacas, caballos, perros, conejos, becerros,  iguanas, entre otros, incinerandolos por completo.

La conflación se salió de control a tal punto que llegó hasta la carretera que conduce a la entreda de esta población.

Con el apoyo de  miembros de la  defensa civil del Cesar,  los habitantes de Zapatosa tratan de sofocar las llamas, pero este acto es inútil porque a cada minuto el fuego arde con mayor dencidad  por los pastos o matorrales secos, además las 650 hectáreas que resultaron quemadas.

Los agricultores  de la región lo  han perdido todo a causa de este incendio, el cual según manifiestan  algunos  habitantes, fue ocasionado por personas inescrupulosas que prenden fuego para la caza de algunas especies o simplemente prenden fuego para limpiar sus potreros, y  horrarse el tiempo de limpiarlo con palas.

El señor Juan Carlos Contreras, uno de los habitantes y agricultores afectados en entrevista a este  medio, nos manifestó que “ha sufrido esta calamidad y tanto él como sus compañeros y familias lo han perdido todo, e invitó a los gobiernos nacional, departamental, municipal y a corpocesar para que les brinden un apoyo y manden maquinas de bomberos y ambulancias para atender esta clase de emergencia que ocurre con frecuencia”.

Por: Iván Meneses

   Periodista.

Por admin